Una mujer asesinó de 17 puñaladas a su pareja sentimental en Paraguay luego de haber mantenido una fuerte discusión. Ambos estaban alcoholizados.

Alicia Raquel Mereles, de 26 años, fue detenida luego de haber confesado que asesinó a su novio, Enrique Arturo Cubas de 33 años. Según relató, agentes policiales de la Comisaría 31º Central se encontraban realizando un patrullaje por la zona de Reducto cuando encontraron a la mujer ensangrentada y caminando por la calle cerca de su domicilio particular.

En una entrevista brindada al canal C9N del país vecino, Mereles contó que ella se encontraba bebiendo caña con Cubas (definido por ella misma como un “amigo con derechos”) cuando en un momento dado éste la empezó a insultar y agredir verbalmente.

Él se transformó, se volvió loco, me dijo que era una maldita perra, ahí le dije que no era nadie para tratarme así, entonces le pegué por la cara, luego él me tiró en la cama y me empezó a ahorcar”.

Luego de tener un forcejeo con golpes y patadas de por medio, la mujer logró entrar al baño, lugar en el que encontró un cuchillo de cocina que utilizó para propinarle varias estocadas cuando el sujeto se encontraba de espaldas y abriendo la heladera.

Por su forma de ser dije que capaz no se iba a morir, creí que se iba a ir al hospital, se iba a recuperar y luego se va a querer vengar, por eso dije ‘le voy a matar bien nomás’, entonces volví a sacar el cuchillo y le volví a clavar cuatro veces más en su estómago y en su corazón, después me senté y le pregunté quién es el loco, vos o yo”.

La misma mencionó que después de consumar el crimen, decidió acostarse en el pasto al lado del cadáver de su pareja. Luego de haber llamado en más de una ocasión a la Policía y no obtener respuesta, decidió salir de la vivienda y caminar unas cuadras hasta ser interceptada por dos patrulleros. Según se pudo confirmar posteriormente, la mujer acabó con la vida de su pareja con 17 puñaladas.