🤑 BTC: USD $ 0000.00 | 🇦🇷 Femicidios en 2022: 132

ArgentinaDestacadas

🦖 Descubren una nueva especie de dinosaurio carnívoro gigante en la Patagonia Argentina

Un grupo de paleontólogos del CONICET, con base en el Museo Argentino de Ciencias Naturales “Bernardino Rivadavia” (MACN), halló, en la provincia de Santa Cruz, los huesos del megaraptórido más grande conocido hasta el momento. Se estima que medía diez metros de largo y tenía un peso de cinco toneladas, aproximadamente.

Una nueva especie de predador gigante fue descubierta por un equipo de investigadores del CONICET, en el sur argentino, a unos 30 kilómetros de la ciudad de El Calafate, ubicada en Santa Cruz. Se trata de Maip macrothorax, un ejemplar carnívoro que habitó la zona durante el denominado Período Cretácico. En el hallazgo, además, participaron dos paleontólogos de Japón. La presentación del animal fue realizada este miércoles en el Museo Argentino de Ciencias Naturales “Bernardino Rivadavia” (MACN).

Según el equipo de investigación, las características de este nuevo dinosaurio resultan muy novedosas: Maip tenía entre nueve y diez metros de largo y un peso de aproximadamente cinco toneladas. Su columna estaba compuesta por enormes vértebras, interconectadas por un complejo sistema de músculos, tendones y ligamentos, que el equipo pudo reconstruir a partir de observar una serie de rugosidades y estrías en sus regiones articulares. Ese sistema, infieren los científicos, le permitía al animal mantenerse erguido sobre sus patas traseras mientras caminaba o corría.

“Los huesos de Maip nos ayudaron a entender mejor la anatomía de los megaraptores. Pertenecían a una familia cuyo esqueleto no era como el de un tiranosaurio, grande pero pesado, sino que eran animales ligeros. Sus huesos no eran macizos, sino que presentaban una gran cantidad de huecos internos que los hacían mucho más livianos, algo así como un ladrillo hueco comparado con uno macizo”, explicó Mauro Aranciaga Rolando, primer autor del artículo y becario del CONICET.

“Además, esta especie tenía cola y patas largas, lo que también corrobora que eran animales relativamente ágiles. Lo más característico de estos dinosaurios son sus brazos: largos, gigantes, rematados por unas garras de hasta treinta y cinco centímetros de largo, con las que inferimos que agarraban y despedazaban a sus víctimas. Eran su arma principal, ya que sus dientes eran afilados pero pequeños”, amplió el becario.

Asimismo, Aranciaga Rolando, en diálogo con la Agencia CTyS-UNLaM, remarcó: “Para mí es un orgullo enorme, realmente tuvimos mucho trabajo en el tiempo de preparación, excavación y en la investigación posterior. Personalmente, siempre quise poder encontrar un dinosaurio gigante, un predador, y publicar en una revista académica de gran nivel. Por eso, hoy cumplí dos sueños: el de Mauro chico y el del profesional”.

Por otra parte, Matías Motta, becario doctoral del CONICET y paleontólogo especializado en dinosaurios carnívoros de la Patagonia, mencionó: “Este descubrimiento fue realmente importante, no solo para el equipo, sino para la ciencia, ya que se trata de una especie nueva de dinosaurio gigante, un carnívoro que vivió en la Patagonia hace unos 70 millones de años. Nos brinda mucha información de cómo eran estos predadores justo antes de la extinción de los dinosaurios, un evento tan importante que marcó un antes y un después en la historia de la Tierra”.

En este mismo sentido, detalló: “Este descubrimiento lo realizamos en sucesivas etapas de exploración y fue realmente un desafío, porque se trataba de un lugar muy hostil, en donde tuvimos complicaciones para llegar pero pudimos recuperar gran cantidad de restos de este animal”.

Motta explicó que los primeros restos fueron hallados en marzo de 2019 y recién en 2020 el grupo pudo ir al lugar con más herramientas para extraer los fósiles. “La tarea fue ardua. Tuvimos que utilizar cortadoras de roca, entre otras herramientas de trabajo pesado para extraerlos, y, así, dar paso a la etapa de análisis en laboratorio, ya en pandemia”, comentó el paleontólogo a la Agencia CTyS.

El nombre de Maip fue elegido por Aranciaga Rolando y proviene de un ser maligno de la mitología Tehuelche que habitaba en la cordillera y mataba usando el frío. Justamente, el hallazgo se produjo en una zona desde donde se aprecia la fastuosa Cordillera de los Andes, un lugar de temperaturas muy frías.

“Desde lo alto del filo, uno puede divisar el Glaciar Perito Moreno, distintos picos montañosos como las Torres del Paine o El Chaltén. Y este sitio es un lugar privilegiado, además, porque nos permite ir conociendo cada vez mejor a los distintos integrantes de ese ecosistema que se desarrolló al sur del Calafate. Es un tesoro fósil que recién comenzamos a descubrir y comprender”, describió el experto.

Por último, Aranciaga Rolando adelantó detalles para la próxima etapa, a realizarse en 2023: “La idea es continuar con mi tesis doctoral, ya que Maip nos va a dar mucha información. También planeamos volver a Santa Cruz para buscar más del esqueleto de este dinosaurio, completar este rompecabezas y, después, intentar dilucidar más aspectos de la vida y características de esta especie”.

Por Agustina Lima


 

Artículos Relacionados
ArgentinaDestacadas

💔 Falleció Belito, el abuelo de TikTok que se ganó el corazón de millennials y centennials

DestacadasMedio AmbienteMisiones

♻️ EcoCanje: en Leandro N. Alem transforman residuos en plantas

ArteCulturaDestacadasEntretenimientoMisiones

🎭 Una selección de obras de teatro se presenta por distintos municipios de Misiones

DestacadasMundo

🏎️ Red Bull firma un acuerdo con Atlas Copco para potenciar su departamento de motores