🇦🇷 Femicidios en 2024: 117 | ⭐⭐⭐ Días siendo campeones del mundo: 518
🇦🇷 Femicidios en 2024: 117 | ⭐⭐⭐ Días siendo campeones del mundo: 518

La coordinadora del “Programa de varamiento y desenmallamiento de la red de fauna costera del Chubut”, Gabriela Bellazzi, reconoció hoy que aun “no pudieron dar con la ballena enmallada que fue vista en cercanías de Punta Pirámides, a pesar del esfuerzo de parte de todos los voluntarios, por lo que la búsqueda sigue”.

“Por lo que se pudo observar el objeto que lleva sobre su cuerpo (en la zona de la aleta caudal) es viejo y como se va deshilachando, lleva a pensar que hace rato lo tiene y por lo tanto se deduce que su vida no corre peligro”, consideró la especialista en diálogo con Télam.

El equipo de voluntarios recorrió toda la zona próxima al lugar donde fue divisada por última vez el domingo, mientras las condiciones del mar lo permitieron y la luz solar facilitó el despliegue.

Sin embargo, los voluntarios ayer debieron replegarse a la costa porque el viento dificultó la navegación en toda esa zona de Península Valdés, sobre el extremo noreste del Chubut.

“Ahora estamos todos preparados para salir cuando nos avisen si fue avistada la ballena enmallada para llegar al lugar y cortar el cabo que está adherido al cuerpo”, explicó.

Los especialistas cuentan con un equipamiento especial que consiste en una especie de tijera muy filosa, sostenida por mangos largos, que “cortan el cabo más fuerte como si fuera mantequilla” describió Bellazzi.

Sin embargo, la maniobra es arriesgada porque deben aproximarse al ejemplar y liberarlo sin provocarle ninguna herida, lo cual es posible por la capacidad de aproximación que tienen los capitanes que hacen la tarea de “avistaje” para turistas en las embarcaciones que operan desde Puerto Pirámides.

Por las imágenes que los especialistas observaron estiman que se trata de un ejemplar joven, “pero no ballenato”, aunque no pueden definir el sexo.

Frente al panorama que tienen por delante, Bellazzi aseguró: “Hemos visto cosas peores y estamos preparados”.

Recordó que el programa en el que ella es voluntaria se formó tras un dramático episodio ocurrido en 2009 con la aparición de un ejemplar que arrastraba un palangre de pesca con boyas y contrapesos.

Los estudios publicados por el Instituto de Conservación de Ballenas (ICB) marcan que “de un total de 3.811 ballenas francas foto-identificadas en Península Valdés entre 1971 y 2017, se detectaron heridas de origen posiblemente antrópico en 141”.

“Entre las ballenas con lesiones se registraron 19 con heridas atribuidas a redes y sogas, mientras que 69 fueron los casos de colisiones, totalizando 88 individuos durante el período de estudio”, indicó.

El informe reconoció que “si bien en términos absolutos el número de ballenas con heridas por enmalles en Península Valdés es relativamente bajo, la proporción aumenta por década, en particular a partir del año 2000”.

Los especialistas le llaman “redes fantasmas” a las que provocan el “enmallamiento”, pues son de origen desconocido, desechada por alguna embarcación pesquera, que queda presente en el ambiente marino hasta que lo “engancha” alguna ballena, lobo o elefante marino.

telam
Share.