El presidente Alberto Fernández afirmó hoy que con la sanción de la ley de Matrimonio Igualitario, de la que hoy se cumplen 10 años, la Argentina amplió «los derechos» y se convirtió en «una mejor sociedad», al remarcar que de esa forma el país pasó a la vanguardia en América Latina en el campo de los derechos civiles.

«Hoy se cumplen 10 años de la sanción y promulgación de la Ley de Matrimonio Igualitario. Ese día en la Argentina ampliamos derechos y fuimos una mejor sociedad», afirmó Fernández en una publicación en su cuenta de Twitter, junto a una foto del Congreso nacional, cuya fachada se iluminó anoche con los colores de la diversidad sexual.

La ley de Matrimonio Igualitario se sancionó el 15 de julio de 2010 -bajo la segunda presidencia de Cristina Fernández de Kirchner– y convirtió al país en el primero de América Latina y el décimo el mundo en consagrar la ampliación del matrimonio a personas del mismo sexo.